Siempre hablamos de cómo hay que mejorar la experiencia de compra. Pero basar todo el negocio en la experiencia de compra es tal vez la mejor manera de conseguirlo.

Pillowbar, un quiosco, invento de la mano de McRoskey Mattress, es todo experiencia de compra. El producto, las almohadas, son de primerisima calidad. Pero lo divertido es hacer la compra que consiste en crear la almohada más personalizada.

http://www.youtube.com/watch?v=h0yUgUN94as

Han basado su negocio en un producto que puede ser muy personal y es muy importante, pues pasamos sobre ellas un tercio de nuestra vida. Ofrecer la oportunidad de crear una propia, viviendo una experiencia de compra diferente y llevándose a casa un objeto único cuesta desde 200 a 300 dólares y seguramente lo vale.

La personalización es una de las tendencias que llevan ya tiempo liderando las listas, si la juntamos con experiencia de compra, conseguimos la combinación perfecta.

Pero no sería yo si no encontrara una pega y es que crear el quiosco de manera que el comprador tenga que agacharse para comprobar la constitencia de la almohada es ya un punto a mejorar.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...
Share